Por Ana Pulido. Departamento Fiscal GB Consultores

A poco de finalizar 2022, se aprobó el Real Decreto-ley 20/2022, de 27 de diciembre, de medidas de respuestas a las consecuencias económicas y sociales de la Guerra de Ucrania y de apoyo a la reconstrucción de la isla de la Palma y a otras situaciones de vulnerabilidad. Estas medidas, relacionadas casi en su totalidad con la imposición directas son, entre otras:

En el ámbito del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), con vigencia hasta el 30 de junio de 2023:

  • Los aceites de oliva y de semilla y las pastas alimenticias, pasan del tipo impositivo del 10% y del tipo de recargo del 1,4%, al 5% de IVA y al 0,625% de tipo de recargo.
  • Los alimentos a los que se aplicaba el tipo impositivo del 4%, a partir del 1 de enero de 2023, se aplicará tipo 0. Son los siguientes:
    • El pan común, así como la masa de común congelada y el pan común congelado destinados exclusivamente a la elaboración del pan común.
    • Las harinas panificables.
    • Los siguientes tipos de leche producida por cualquier especie animal: natural, certificada, pasterizada, concentrada, desnatada, esterilizada, UHT, evaporada y en polvo.
    • Los quesos.
    • Los huevos.
    • Las frutas, verduras, hortalizas, legumbres, tubérculos y cereales, que tengan la condición de productos naturales de acuerdo con el Código Alimentario y las disposiciones dictadas para su desarrollo.

No obstante, a partir del día 1 de mayo de 2023 los tipos impositivos aplicables volverán a ser el 4% y el 10% (con el recargo del 0,5% y 1,4%, respectivamente) según corresponda, en el caso de que la tasa interanual de la inflación subyacente del mes de marzo, publicada en abril, sea inferior al 5,5%.

Por otra parte, hasta el 31 de diciembre de 2023, se prorroga el tipo del 5% (tipo del recargo de equivalencia de 0,625 por 100) para las entregas, importaciones y adquisiciones intracomunitarias de gas natural, briquetas y pellets procedentes de la biomasa y la madera para leña, así como para la energía eléctrica a favor de los titulares de contratos de suministro cuya potencia contratada sea inferior o igual a 10 kW, y de los titulares de contratos de suministro de electricidad que sean perceptores del bono social de electricidad y tengan reconocida la condición de vulnerables.

Se prorroga, también, hasta el 30 de junio de 2023 el tipo del 4% para las entregas, importaciones, y adquisiciones intracomunitarias de las mascarillas quirúrgicas desechables, y el 0 por cien para las entregas, importaciones y adquisiciones intracomunitarias de determinados bienes y prestaciones de servicios necesarios para combatir los efectos del SARS-CoV-2, así como a efectos del régimen especial del recargo de equivalencia.

En relación con el Impuesto Especial sobre la Electricidad, el tipo del 0,5 por 100 se prorroga hasta el 31 de diciembre de 2023.

Para la determinación de la base imponible del Impuesto sobre el Valor de la Producción de la Energía Eléctrica, se incluirá el importe total que corresponda percibir al contribuyente por la producción e incorporación al sistema eléctrico de energía eléctrica, por cada instalación, en el período impositivo minorada en las retribuciones correspondientes a la electricidad incorporada durante el ejercicio. A efectos de calcular los pagos fraccionados, el valor de la producción será de cero euros.

Por último, en lo relativo al Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), se determina que, cuando en el 2022 se hubiera tenido derecho a la deducción por maternidad y al complemento de ayuda para la infancia en relación con el mismo descendiente, se podrá seguir practicando la deducción por maternidad a partir de 1 de enero de 2023, aun cuando alguno de los progenitores tuviera derecho al citado complemento respecto de dicho descendiente, siempre que se cumplan el resto de los requisitos establecidos en la normativa vigente a partir de 1 de enero de 2023.

X